¿Qué puedo reclamar de una tarjeta revolving?

Para contestar a la pregunta de «¿Qué puedo reclamar de una tarjeta revolving?», lo más sencillo es hacerlo con un ejemplo del funcionamiento de una tarjeta revolving.

Te adelanto que los tribunales están anulando este tipo de contratos por usurarios, y que obligan a los prestamistas a devolver los comisiones y todo lo que haya pagado el cliente que supere lo que realmente pidió prestado.

Con un ejemplo se entiende mejor:

Gasté 1800 euros con la tarjeta revolving, he pagado 4000 euros y aún me quedan 2000 más, en comisiones e intereses de demora he pagado otros 1000 €.

Te devolverían 2200 € que has pagado de intereses, por abusivos y nulos, 1000 € más de comisiones, lo que hace un total de 3200 €, y ya no tendrías que devolver los 2000 € que te quedaban.*

(* es solo una ejemplo, para asegurar que se puede conseguir, es necesario analizar toda la documentación del caso concreto.)

EJEMPLO DEL FUNCIONAMIENTO DE UNA TARJETA REVOLVING (EXTENDIDO)

Imaginemos a un cliente al que le han vendido una tarjeta revolving en un supermercado, una estación, un centro comercial o por teléfono.

Le ofrecen una tarjeta al 2,2% de interés, no le dicen nada más, mucho menos, que ese interés ES MENSUAL.

Al cliente le dan una tarjeta revolving con un límite de 1800 euros.

Fijan, unilateralmente, sin consultar al cliente ni ofrecerle alternativas, que pagará una cuota de 40 € al mes.

El cliente, pensando que está disponiendo de un crédito a bajo coste, gasta el 100% del crédito, esto es, 1800 €.

AMORTIZACIÓN DE LA TARJETA REVOLVING

Como hemos dicho tenemos que devolver 1800 €, pero no a un interés del 2,2%, que es lo que se nos quedó grabado en la mente, sino a un 26,4%, resultado de multiplicar 2.2% por los doce meses del año.

Primera cifra:

1800 € * 26,4 %= 475.2 €, esta cantidad es la que va a generar como intereses la tarjeta en un año.

Segunda cifra:

La que resulta de dividir los intereses entre 12 meses

475.2 € / 12 meses = 39.6 €, estos son los intereses mensuales que genera nuestra deuda revolving.

Tercera cifra:

Sabemos que pagamos 40 euros al mes, de estos 40 euros, 39,60 € van a ir al pago de interes, y, la irrisoria cantidad de 0,40 euros van a ir a pagar capital.

Entonces el cuadro quedaría así:

  • Primer mes: Deuda de 1800 euros, cuota de 40 euros, 39,60 euros van a amortizar intereses, 0,40 a amortizar deuda.
  • Segundo mes: Deuda de 1799,60 euros, cuota de 40 euros, 39,59 euros van a amortizar intereses, 0,41 a amortizar deuda.
  • Tercer mes: Deuda de 1799,20 euros, cuota de 40 euros, 39,58 euros van a amortizar intereses, 0,42 euros a amortizar deuda.
  • Y así sucesivamente.

¿CUÁNDO CREES QUE VAS A TERMINAR DE PAGAR TU TARJETA REVOLVING?

Pues siguiendo el ejemplo de amortización que hemos hecho, es posible que nunca…

Aunque para que te hagas una idea correcta, el plazo para amotizar lo gastado estaría en torno a 18 años y acabarías pagando cerca de 7000 euros de intereses, esto es, 4 veces lo que pediste.

Ahí tienes la trampa de las tarjetas revolving.

Todo esto sin contar con las posibles comisiones que te vaya cargando la entidad, mantenimiento, descubierto, reclamación de posiciones deudoras, seguros…

¿Cómo puedo librarme de la tarjeta revolving?

La respuesta obvia es: Pagando.

Pero claro, si puedieras hacerlo no estarías buscando información en internet para anular la tarjeta revolving.

Partamos de que liquidar inmediatamente la deuda no es algo posible.

Puedes aumentar la cuota a lo que puedas pagar, pero se seguirían generando unos intereses desproporcionados.

Podrías aumentar el porcentaje que pagas, si esa es la forma de amortización que pusieron por defecto, pero estaríamos en la misma situación que en el párrafo anterior.

Puedes buscar otro modo de financiación más barato, y liquidar con otro préstamo la tarjeta.

O puedes consultarnos y te ayudaremos a anular tu tarjeta revolving.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *