[Nulidad de tarjetas revolving]

Cancelar tarjeta Revolving

NULIDAD DE LAS TARJETAS REVOLVING


Empieza a ser habitual hablar de la nulidad de la tarjetas revolving así como de los intereses abusivos de este tipo de tarjetas de crédito.

Vamos a empezar hablando de estos últimos para terminar explicando cómo reclamar por las tarjetas revolving


INTERESES ABUSIVOS EN TARJETAS DE CRÉDITO REVOLVING

A la hora de analizar si unos intereses son abusivos influyen varios factores:

• El momento en el que se pide el dinero.
• La solvencia del que lo pide.
• El riesgo de la operación.
• El destino que se le va a dar al dinero.
• La vinculación entre quien presta y quien recibe el capital.

Todo ello debería determinar el precio del dinero que pedimos prestado.
Sin embargo, también son necesarios otros criterios que permitan definir lo que son unos intereses abusivos, en este caso, en tarjetas de crédito.

Podemos considerarlos abusivos si exceden por mucho del tipo de interés que el mercado ha fijado para un momento concreto.

Esto es, si los préstamos al consumo tienen un interés del 9%, por ejemplo, podríamos decir que un interés del 27% es desproporcionado y abusivo.

INTERESES ABUSIVOS, TAE Y TIN


Suele suceder que los consumidores se ven atraídos por promociones de tarjetas al 1,80% de interés.

Puede que desconozcan que ese es el tipo de interés nominal, pero mensual, esto es, hay que multiplicarlo por 12 para saber el TIN anual, en este caso sería un 21,60 %.

Eso no es todo, a ese 21,60% hay que sumar otros costes, comisiones por disposición de efectivo, de mantenimiento, seguros, etc.

Perfectamente, la suma de lo anterior, puede suponer un 7-8%, por lo que ya nos estaríamos situando en un 28-29% de TAE.

Llegados a este punto conviene ver un ejemplo del coste de una tarjeta revolving.

Supongamos que se han gastado 1000 euros con la tarjeta revolving.

Al cliente le pusieron por defecto una cuota de 40 euros al mes.

El cálculo sería el siguiente:

1000 euros * 28 % de interés anual= 280 Euros

280 euros divididos entre 12 meses= 23,33 € de intereses al mes

De 40 euros de cuota, solo 16,67 irían a principal, el resto, 23,33 de intereses, sería el coste de los mil euros.

Hay que tener en cuenta que esta situación se iría repitiendo, ya que el préstamo revolving no se amortizaría en un año, harían falta varios más para terminar de pagarlo.

Lo anterior es lo que se llama la trampa del revolving, y es lo que está llevando a muchos usuarios a reclamar en los juzgados por los intereses abusivos de estos productos financieros.


NULIDAD DE LOS INTERESES ABUSIVOS DE TARJETAS DE CRÉDITO REVOLVING

Acabamos de ver cómo los intereses de una tarjeta de crédito pueden dispararse hasta poder calificarlos como de usura.

A la Ley de Represión de la Usura están acudiendo multitud de jueces para declarar nulas las cláusulas de los contratos de revolving que fijan los intereses remuneratorios.

No solo consideran usura el precio al que venden estas tarjetas las emisoras, también consideran nulas otras cláusulas por falta de transparencia, de información y de negociación con el consumidor.

Es habitual que los clientes ni siquiera dispongan de una copia del contrato en el que se fijan las condiciones, como también lo es que no exista una copia del mismo con la firma del consumidor.

Todo ello ha llevado a la jurisprudencia a considerar, por un lado, que los intereses de las tarjetas de crédito son abusivos y por otro, que algunas cláusulas de los contratos son nulas por contravenir normas como la Ley de Condiciones Generales de la Contratación, la Ley de Consumidores o la Directiva 13/93/CE, entre otras.

RECLAMAR POR TARJETAS REVOLVING


Estudiadas las razones que pueden llevar a un juez a declarar nulos los intereses abusivos de una tarjeta revolving conviene detenerse en cómo reclamar por tarjetas revolving.

Lo primero que hay que hacer, como viene siendo habitual en la contratación de productos financieros, es dirigirse al Servicio de Atención al Cliente, exponiéndole la situación y solicitando lo que consideremos oportuno:

• Anular la tarjeta revolving
• Devolución de los intereses
• Devolución de las comisiones de mantenimiento
• Devolución de las comisiones por disposición de efectivo
• Devolución de las comisiones por reclamación de posiciones deudoras
• Envío de la documentación relativa a la tarjeta revolving
• Envío de copia del contrato de tarjeta revolving
• Envío de los extractos de la tarjeta de crédito revolving, etc.

Una vez hecho lo anterior, será necesario esperar el plazo del que disponen para contestar (2 meses) y en función de la respuesta actuar en un sentido u otro.

Lamentablemente lo más probable es que desoigan las peticiones del consumidor y sea necesario acudir a la vía judicial para resolver el conflicto.
En nuestra opinión, si el consumidor toma la iniciativa y decide demandar al emisor de la tarjeta de crédito revolving, deberá acudir a la demanda de declaración de nulidad de condiciones generales de la contratación.

A ese tipo de juicios debe irse asistido por letrado y representado por procurador.

LAS RECLAMACIONES JUDICIALES POR TARJETAS REVOLVING


Los consumidores que han iniciado reclamaciones por tarjetas revolving, previamente han vistos desestimadas sus peticiones ante el SAC, por lo que no les ha quedado más remedio que acudir a la vía judicial.

Esta se inicia mediante demanda en el juzgado que corresponda, y en ella habrá que solicitar la nulidad de las cláusulas que consideremos oportunas.

Creemos que lo más importante de esta demanda es pedir la nulidad de la cláusula que fija los intereses remuneratorios, por ser estos abusivos y por lo tanto nulos.

El mejor escenario que se puede dar es que el juez entienda que lo son y los elimine del contrato.

¿Cuáles son las consecuencias de esa declaración de nulidad?, que el consumidor solo estará obligado a devolver lo que realmente le fue prestado, sin ningún tipo de interés.

Quizá con un ejemplo se entienda mejor:

Gasté con mi tarjeta revolving 2000 euros hace 5 años. (01/06/2014)

He estado pagando 50 euros al mes

A día de hoy he pagado 3000 € (60 cuotas de 50 €, 01/06/2019)

Todavía debo 1572 €, por lo que la última cuota de mi préstamo revolving la pagaría el 01/04/2024.

En total habré pagado 3870 euros de intereses más los 2000 de principal (5870 €), es decir casi el doble de lo que pedí.

Conseguida la nulidad de los intereses, por abusivos, estaría obligado a devolver solo los 2000 € que gasté, por lo que los 1000 € que ya he pagado de más ( por intereses y otros conceptos) deberían serme devueltos.

El anterior ejemplo de las consecuencias de la declaración de nulidad de los intereses de una tarjeta de crédito revolving no es de los más llamativos que hemos tenido en nuestro despacho.

Tan solo con mover las cifras a unos años antes podría apreciarse lo desproporcionado de lo que se acaba pagando por este tipo de préstamos rápidos y fáciles.

El gran problema es el desconocimiento del funcionamiento de las tarjetas revolving, la laxitud con que son concedidas a los clientes, y la falta de transparencia sobre sus costes.


Si estás decidido a reclamar por tu tarjeta revolving, te animamos a contactar con nosotros en el teléfono 644 40 32 57, estaremos encantados de ayudarte a anular tu tarjeta de crédito abusiva.

¿QUÉ DICEN LAS SENTENCIAS SOBRE TARJETAS REVOLVING?

De las muchas sentencias sobre tarjetas revolving dictadas por diferentes Juzgados y Audiencias, hemos creído conveniente reproducir la de la SAP Madrid de 6 marzo de 2018 que dice en sus Fundamentos:

«PRIMERO.- .- En las presentes actuaciones, la entidad «HOIŽST`FINANCE SPAIN S.L.» titular del crédito que aquí se reclama por cesión del anterior y previa reclamación en procedimiento monitorio, reclama a Dª Elisabeth la cantidad de 6.238,85 €, importe a que asciende el saldo deudor del uso y disposición de la tarjeta de crédito y que se obtiene por los siguientes conceptos:

5.3534,05 € por principal y

884,80 € por intereses remuneratorios.

Ha renunciado a reclamar cantidad alguna por comisiones por reclamación de deuda y comisión por disposición en efectivo.

La demandada, primero en el procedimiento monitorio y posteriormente en el declarativo, se opuso a dicha pretensión.

Además de oponerse a la validez de la cesión del crédito, alega la existencia de cláusulas abusivas aplicadas para determinar la deuda; en concreto denunció la abusividad de la imposición de comisiones por reclamación de cuotas, y disposición de efectivoy solicitó la declaración del interés remuneratorio abusivo, por usurario y ser de aplicación la Ley de represión de la usura, al
fijarse éste en un 24% nominal anual y con un TAE del 26,82%.

Así mismo solicitó la declaración de nulidad de la cláusula que regula las costas y gastos.

Simultáneamente formuló reconvención, alegando haber abonado mayor cantidad de la que se le reclama, por lo que planteó compensación de deudas y solicitó se condene a la entidad demandante a abonarle el saldo que pudiera resultar a su favor o la absolución a pagarle cantidad alguna.

Previa desestimación de la falta de legitimación activa, alegada como consecuencia de la cesión del crédito, la sentencia de primera instancia desestimó la demanda al declarar usurario el crédito origen del procedimiento y estimando la compensación alegada por la demandada condenó a la entidad demandante a abonar a la demandada la cantidad resultante de lo adeudado y lo abonado por su parte.

Sustenta dicha conclusión en la declaración del crédito como usurario, por entender de aplicación al caso de lo resuelto por el Tribunal Supremo en la sentencia de 25 de noviembre de 2.015 y en sentencias de estas Audiencia provincial, obteniendo de ello las consecuencias indicadas de desestimar la demanda y acoger la compensación alegada.

Frente a dicha resolución interpuso recurso de apelación la parte demandada alegando error in iudicando, tanto en la apreciación de la prueba como en la interpretación errónea de la legislación aplicable al supuesto de autos, sosteniendo en esencia que la cláusula que fija el TAE en el 26,82% no resulta nula de pleno derecho, al considerar el interés pactado normal o habitual del mercado.

Discrepa de la aplicación que se hacen en la sentencia apelada de la sentencia indicada del Tribunal Supremo al caso aquí analizado e invoca jurisprudencia que entiende es la aplicable al caso y que apoya su tesis.

Solicita, se condene a la demandada a abonarle la cantidad de 6.238,85 € y se desestime la compensación alegada.La demandada se opuso al recurso y solicitó su desestimación y la confirmación de la sentencia apelada y subsidiariamente, de no considerar usurario el préstamo, se examine los motivos de nulidad alegados al contestar la demanda; en concreto la nulidad del préstamo por falta de transparencia, la nulidad de la cláusulas relativas a las comisiones; la improcedencia de cobro de las cantidades relativas al seguro de protección de pagos y la de la cláusula denominada de «costas y gastos.

SEGUNDO.- .- La primera y esencial discrepancia de la entidad apelante con la sentencia de primera, con base a la que solicita la estimación de su demanda y rechazo de la compensación formulada de contrario, radica en no considerar aplicable al supuesto aquí analizado, la Ley de represión de la Usura y en particular sus artículos 1 y 3, es decir si el tipo de interés remuneratorio fijado puede ser calificado como usurario, con base en dicha normativa.

El planteamiento y alegaciones que formula la parte apelante respecto del interés remuneratorio fijado en el contrato origen de este procedimiento deben rechazarse, en cuanto entendemos que la aplicación que sobre la cláusula que lo fija en el 26,82 %TAE, hace la Magistrada de primera instancia de la sentencia del Tribunal Supremo de 25 de noviembre de 2.015 , es correcta y por tanto debe mantenerse la declaración de dicho interés como usurario.La aplicación de dicha normativa de la Represión de la Usura, al supuesto aquí analizado es acertada y correcta, pues como señala el Tribunal Supremo, las previsiones que en dicha ley se establecen son de aplicación a operaciones de crédito sustancialmente equivalentes a los préstamos al consumo y la operación en que sustenta sus pretensiones la entidad demandante entra dentro de esas operaciones, tal como señalábamos en la sentencia de esta Sección de fecha 30 de diciembre de 2.016 (recurso de apelación 725/2.016 ) «… por cuanto la contratación de la tarjeta es una forma de instrumentalizar el contrato de préstamo, que le sirve de base y soporte para su entrega y el Tribunal Supremo al considera aplicable la Ley de Represión de la Usura, con base en lo establecido en el artículo 9 de dicha ley , lo hace al interpretar esta ley conforme a las diversas circunstancias sociales y económicas concurrentes y la aplica atoda operación crediticia, que por sus circunstancias, pueda ser encuadrada en el ámbito del crédito al consumo, calificación que encaja en el supuesto aquí analizado desde el momento en que el primer paso para formalizar la relación contractual es cumplimentar la solicitud y una vez recibida ésta, previa verificación crediticia, el Banco abre una nueva línea de crédito, luego a la vista de las condiciones de contratación y circunstancias personales del usuario es claro que nos encontramos ante una operación de crédito al consumo, consideración general que no se pierde por el hecho de que exista una disposición sucesiva de crédito, ni por la posibilidad de optar por el pago aplazado o porque éste se efectúe a través de entidades que no sean las tenedoras de las cuentas a cuyo cargo se pagan (sistema revolving)».

La aplicación de dicha normativa y criterio jurisprudencial, a operaciones contractuales como la aquí contemplada, ha sido admitida en resoluciones anteriores de esta sección, citadas por ambas partes y es reiteradamente admitida por numerosas resoluciones de diferentes Audiencias provinciales, entre las que cabe citar, a título de ejemplo, las sentencias de esta Audiencia provincial de Madrid, de las Secc 12ª- sentencia de 3 de mayo de 2.017 – rec.12/2017-; de la Sec. 11 ª de fecha 10 de marzo de 2.017- rec .443/2.016 o auto de la Sec. 9ª de fecha 11 de mayo de 2.017; así como sentencias de la Sec. 7ª de Audiencia Provincial de Asturias de fechas 30 de junio de 2.017 o 21 de diciembre de 2.017 ; de la Audiencia provincial de Cáceres (sec. 1ª) de 9 y 20 de noviembre de 2.017 y 9 de noviembre , o la de la Sec. 13ª de la Audiencia provincial de Barcelona de fecha 15 de septiembre de 2.017 .-

Sentencia Tarjetas Revolving Tribunal Supremo

¿Qué es una tarjeta revolving? ¿Se puede anular?

Hoy en día cada vez es más frecuente el uso de tarjetas “revolving” ¿Por qué? Es fácil contratarlas, no te exigen avales y tampoco comisiones de mantenimiento

Estas son algunas de las razones que las entidades financieras utilizan para conseguir clientes.

Sin embargo, cada día existe un mayor número de personas afectadas que quieren reclamar o anular las tarjetas “revolving”.

En este artículo vamos a tratar de explicar qué son este tipo de tarjetas y  qué es lo que el banco no nos cuenta.


Continuar leyendo «¿Qué es una tarjeta revolving? ¿Se puede anular?»

Acuerdos de novación, cláusula suelo y cuestión prejudicial en el TJUE

acuerdos novación cuestión prejudicial

Vuelve a estar sobre la mesa el asunto de los acuerdos de novación, la cláusula suelo y la elevación de la cuestión prejudicial ante el TJUE.

Según leo en Diario Jurídico, que a su vez remite al Reclamador, el diario oficial de la Unión Europea ya ha publicado el inicio del expediente.

Se trata de una cuestión prejudicial elevada por un Juzgado de Primera Instancia de Teruel para aclarar sin son válidos los acuerdos de novación que los clientes firmaron en relación a la cláusula suelo.

Refresquemos un poco la cuestión.

Cuando ya se había declarado la nulidad de la cláusula suelo, pero todavía  no se sabía si sería retroactiva la nulidad, la banca movió ficha.

Lo hizo pidiendo a sus empleados que consiguieran que los clientes firmaran una novación.

Para ello, eran llamados a las oficinas, sin más explicación que: «os vamos a bajar la hipoteca».

Continuar leyendo «Acuerdos de novación, cláusula suelo y cuestión prejudicial en el TJUE»

[INTERESES ABUSIVOS EN TARJETAS DE CRÉDITO]

reclamar tarjeta de crédito zaragoza

Hablamos sobre los Intereses Abusivos En Tarjetas De Crédito

Los intereses es el precio al que una entidad financiera/banco/caja nos vende el dinero.

Lo cierto es que, según el Código de Comercio, existe libertad de pacto en lo referente a los intereses, por lo que para considerarlos abusivos hay que acudir a otras normas.

Principalmente son aquellas que otorgan protección al consumidor.

DECLARACIÓN DE INTERESES ABUSIVOS EN TARJETAS DE CRÉDITO REVOLVING

Puede que tengas una tarjeta de crédito revolving y estés viendo como, aun pagando puntualmente las cuotas, la deuda no desciende.

No es la peor situación en la que podrías estar, hay usuarios que pagan religiosamente sus cuotas y la deuda no solo no desciende sino que aumenta cada mes.

Si te has planteado pedir la nulidad de tu tarjeta revolving por intereses abusivos estos son los argumentos que debes utilizar:

  • Falta de transparencia de las condiciones generales del contrato.
  • No incorporación de las condiciones por desconocimiento.
  • Intereses manifiestamente altos y desproporcionados para el caso concreto.

INTERESES ABUSIVOS EN TARJETAS DE CRÉDITO REVOLVING= ELEMENTO ESENCIAL

Cuando nos referimos a que los intereses remuneratorios son un elemento esencial del contrato lo hacemos debido a que cierta normativa  impide entrar a analizar su abusividad.

Esto se debe a que, en principio, hay libertad de pacto entre los contratantes para fijar el precio.

Lo anterior no implica que cuando la contratación se produce entre un empresario y un consumidor, mediante contratos de adhesión,no existan otras formas para declarar abusiva una cláusula.

Aunque la misma sea la que fija el precio del bien o servicio.

Por lo tanto es en la Ley de Condiciones Generales de la Contratación, en la Ley de Represión de la Usura y en la Ley de Defensa de consumidores, donde nos apoyaremos para declarar abusiva una cláusula de intereses remuneratorios de, por ejemplo, un 25%.

PETICIÓN DE NULIDAD DE LOS INTERESES REMUNERATORIOS ABUSIVOS.

Si crees que pagas demasiados intereses con tu tarjeta quizá sea hora de pedir la nulidad de los mismos.

Empieza enviando una carta o un burofax a la empresa que la emitió o que es propietaria del crédito en este momento.

Solicita en la misma que reduzcan o directamente que anulen los intereses remuneratorios por abusivos.

Si no contestan o lo hacen de forma negativa, contacta con nosotros, te orientaremos en los siguientes pasos.

SENTENCIA SOBRE INTERESES ABUSIVOS

La Sentencia de la Audiencia Provincial de Cáceres, de fecha de 20 de noviembre de 2017,  determina que es posible fiscalizar los intereses de las tarjetas de crédito  y declara su abusividad.

Argumenta su decisión en  la Ley de Represión de la Usura (que permite catalogar a un determinado interés como usurario o no)la sentencia afecta, exclusivamente, a los intereses remuneratorios, no a los moratorios.

Entiende que es compatible la aplicación de la Ley de Represión de la Usura y la Legislación protectora de Consumidores y Usuarios, sobre todo, lo es en cuanto a la inclusión, en los contratos celebrados con consumidores, de cláusulas abusivas.

La Sentencia sobre intereses de las tarjetas de crédito dice lo siguiente:

“Es cierto que el devengo de intereses remuneratorios es elemento esencial de este tipo de Contratos de Tarjeta de Crédito, pero también es fiscalizable el tipo porcentual de interés de esta naturaleza que pueda aplicar, en este caso, la entidad financiera  así lo entiende la Sentencia de fecha 14 de Enero de 2.014 de la Audiencia Provincial de Alicante, Sección Novena , cuando indica que:

“los intereses remuneratorios no pueden ser sometidos a control de abusividad por formar parte nuclear del contrato -al igual que tampoco se somete a dicho control el precio de una compraventa o la renta en un arrendamiento-“,

y añade que:

“en este mismo sentido se ha pronunciado el Tribunal Supremo, sin que ello signifique que queden excluidos de todo control pues siempre quedarán sometidos a la Ley de 23 de Julio de 1.908, de Represión de la Usura (Ley de Usura o Ley de Azcárate) la cual se muestra más acorde con el esquema liberal de nuestro Código Civil (…)”

La Audiencia entiende la importancia de  la Sentencia del Tribunal Supremo (Sala de lo Civil, Pleno), número 628/2015, de 25 Noviembre , donde se contempla un supuesto (“crédito revolving”) que presenta un acusado paralelismo:

“La cuestión no es tanto si es o no excesivo, como si es:

«notablemente superior al normal del dinero y manifiestamente desproporcionado con las circunstancias del caso»,

y esta Sala considera que una diferencia de esa envergadura entre el TAE fijado en la operación y el interés medio de los préstamos al consumo en la fecha en que fue concertado permite considerar el interés estipulado como «notablemente superior al normal del dinero».

Para que el préstamo pueda ser considerado usurario es necesario que, además de ser notablemente superior al normal del dinero, el interés estipulado sea «manifiestamente desproporcionado con las circunstancias del caso».

Las consecuencias de la nulidad son las previstas en el art. 3 de la Ley de Represión de la Usura (LEG 1908, 57), esto es, el prestatario estará obligado a entregar tan sólo la suma recibida.

El efecto de la declaración de nulidad, por abusiva, de la cláusula controvertida se limitará a la declaración de que la demandante únicamente tiene que devolver el capital recibido sin la aplicación de ningún interés remuneratorio, y a la condena a la entidad demandada a que devuelva a la demandante las cantidades abonadas de más sobre el capital dispuesto.

Si crees que te han aplicado intereses abusivos en tu tarjeta de crédito, no dudes en contactar con nuestro despacho de abogados en Zaragoza.

Todas las Nuevas Sentencias del Tribunal Supremo sobre los gastos de Hipoteca.

Clausula suelo en hipoteca subrogada

REUNIMOS TODAS LAS RECIENTES SENTENCIAS DEL TRIBUNAL SUPREMO SOBRE  LOS GASTOS DE HIPOTECA.

El pasado 23 de enero el Tribunal Supremo Español dictó 5 sentencias relacionadas con los gastos de hipoteca.

En ellas hace una nueva interpetación de las consecuencias de la nulidad de la cláusula de gastos hipotecarios, y fija cómo deben repartirse las facturas de notario, registro y gestoría. También se pronuncia sobre la comisión de apertura.

También se pronuncia sobre la comisión de apertura, cuya validez estaba empezando a ser cuestionada en los tribunales.

Desde aquí puedes acceder directamente al pdf de las sentencias.

Nota Sala de lo Civil TS 24 enero 2019.

TS Civil 23 enero 2019 sent1.

TS Civil 23 enero sent2.

TS 23 enero 2019 sent3.

TS 23 enero 2019 sent4.

TS 23 enero 2019 sent5.

En este post no entramos a analizar cada una de las sentencias, si quieres conocer cómo queda el reparto de los gastos de hipoteca tras las sentencias del Tribunal Supremo, ve a este artículo.

Por su importancia, si que reproducimos la nota de prensa del Gabinete de Técnico:

La Sala de lo Civil del Tribunal Supremo, reunida en pleno, ha dictado varias sentencias fijando doctrina sobre algunas cuestiones relativas a cláusulas abusivas en contratos con consumidores sobre las que aún no se había pronunciado.
En primer lugar, analiza la posible abusividad de la cláusula que, en un préstamo hipotecario, establece una comisión de apertura
Tras examinar la normativa sectorial aplicable al caso (tanto la nacional como la de la Unión Europea), el Tribunal Supremo considera que la comisión de apertura no es ajena al precio del préstamo; por el contrario, el interés remuneratorio y la comisión de apertura constituyen sendas partidas del precio del préstamo, en cuanto que son las principales retribuciones que recibe la entidad financiera por conceder el préstamo al prestatario y no corresponden a actuaciones o servicios eventuales. Tanto el interés remuneratorio como la comisión de apertura deben incluirse en el cálculo de la TAE, que permite al consumidor conocer cuál será el coste efectivo del préstamo.
Por esa razón, la Sala concluye que la comisión de apertura no es susceptible de control de contenido, sino exclusivamente de control de transparencia, que considera superado o cumplido porque “es de general conocimiento entre los consumidores interesados el hecho de que, en la gran mayoría de los préstamos hipotecarios, la entidad bancaria cobra una comisión de apertura además del interés remuneratorio; es uno de los extremos sobre los que la entidad bancaria está obligada a informar al potencial prestatario de acuerdo con la regulación de las fichas normalizadas de información y, de hecho, suele ser uno de los extremos sobre los que versa la publicidad de las entidades bancarias; se trata de una comisión que ha de pagarse por entero en el momento inicial del préstamo, lo que hace que el consumidor medio le preste especial atención como parte sustancial del sacrificio económico que le supone la obtención del préstamo; y la redacción, ubicación y estructura de la cláusula permiten apreciar que constituye un elemento esencial del contrato”
En segundo lugar, la sala se pronuncia sobre los efectos de la declaración de nulidad de la cláusula que atribuye al prestatario la totalidad de los gastos e impuestos, ya declarada nula por la sentencia 705/2015, de 23 de diciembre.
1- Son pagos que han de hacerse a terceros- no al prestamista- como honorarios por su intervención profesional con relación al préstamo hipotecario. La declaración de abusividad no puede conllevar que esos
terceros (notarios, gestores, registradores) dejen de percibir lo que por ley les corresponde.
2- El pago de esas cantidades debe correr a cargo de la parte a la que correspondiera según la normativa vigente en el momento de la firma del contrato.
A- Arancel notarial.
La intervención notarial interesa a ambas partes, por lo que los costes de la matriz de la escritura de préstamo hipotecario deben distribuirse por mitad. Esta misma solución procede respecto de la escritura de modificación del préstamo hipotecario, puesto que ambas partes están interesadas en la modificación o novación. En cuanto a la escritura de cancelación de la hipoteca, el interesado en la liberación del gravamen es el prestatario, por lo que le corresponde este gasto; y las copias de las distintas escrituras notariales relacionadas con el préstamo hipotecario deberá abonarlas quien las solicite, en tanto que la solicitud determina su interés.
B- Arancel registral.
La garantía hipotecaria se inscribe a favor del banco prestamista, por lo que es a este al que corresponde el pago de los gastos que ocasione la inscripción de la hipoteca. En cambio, la inscripción de la escritura de cancelación interesa al prestatario, por lo que a él le corresponde este gasto.
C- Impuesto de transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados.
La Sala reitera que el sujeto pasivo de este impuesto es el prestatario, como ya acordó en las sentencias 147 y 148/2018, de 15 de marzo, cuya doctrina se corresponde con la de las sentencias del pleno de la Sala Tercera de este Tribunal Supremo 1669/2018, 1670/2018 y 1671/2018, de 27 de noviembre, que mantienen la anterior jurisprudencia de esa misma Sala Tercera. A esta doctrina jurisprudencial común no le afecta el Real Decreto-ley 17/2018, de 8 de noviembre, por el que se modifica el Texto refundido de la Ley del Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados (convalidado por el Congreso de los Diputados el 22 de noviembre siguiente), puesto que dicha norma, conforme a su propia previsión de entrada en vigor, solamente es aplicable a los contratos de préstamo hipotecario celebrados con posterioridad a su vigencia y no contiene regulación retroactiva alguna.
D- Gastos de gestoría.
También se impone el pago por mitad de los mismos.

 

 

 

Las cláusulas abusivas en las hipotecas

Voy a tratar sobre las cláusulas abusivas más utilizadas en la contratación bancaria, son las que de manera más habitual puede encontrarse el cliente bancario en su hipoteca.

Las cláusulas abusivas son parte integrante de casi la totalidad de las hipotecas, por diversos motivos nuestro más alto tribunal y el TJUE las han ido declarando nulas.

Estas son las cláusulas abusivas más conocidas:

Esta lista de cláusulas que pueden ser declaradas nulas por nuestros tribunales, no es exhaustiva, otras estipulaciones cuya validez se cuestiona siguen a día de hoy en el TJUE, nos referimos, por ejemplo, a la del IRPH, de la que se espera sentencia en los próximos meses, o, sobre el tema de las novaciones de las cláusulas suelo, que, si bien, no es una cláusula, deriva de la de interés mínimo.

Contra todas ellas existen sólidos argumentos jurídicos que permiten conseguir su nulidad.

La mayor parte de ellos podemos extraerlos del Texto Refundido de la Ley General de Defensa de Consumidores y Usuarios, también de su predecesora, del Código Civil, de la Ley de Condiciones Generales de la Contratación, y de diversas normas y órdenes que regulan la contratación bancaria.

Sin olvidarnos de la importantísima Directiva europea 13/93/CEE, cuyo articulado ha dado forma a la protección del consumidor en los países de la unión.

La jurisprudencia también ha hecho mucho para fijar la interpretación correcta de las normas de defensa de los consumidores.

Dos importantes sentencias del Tribunal Supremo, mayo de 2013 y diciembre de 2015, son citadas constantemente en las demandas por cláusula suelo y gastos de hipoteca.

Si bien la última ha tenido que ser aclarada, en especial, en el tema del Impuesto de Actos Jurídicos documentados, lamentablemente, la aclaración ha sido un espectáculo mediático que ha dañado la imagen de nuestro más alto tribunal.

7 preguntas sobre los gastos de hipoteca

Las reclamaciones a bancos generan muchas dudas a los clientes, en este post intento resolveros algunas de las más habituales, si te queda alguna, puedes dejarme un comentario y te contestaré lo antes posible.

DUDAS HABITUALES A LA HORA DE RECLAMAR LOS GASTOS DE HIPOTECA

¿Por qué pueden reclamarse los gastos de hipoteca?

Por qué así lo ha decidido el Tribunal Supremo en una sentencia de diciembre de 2015 en la que condenaba a BBVA a dejar de utilizarla.

Acepté pagar los gastos, ¿Puedo reclamar?

Si, el que aceptaras una cláusula sin negociarla, sin que te informaran sobre ella, que te impuso y predispuso el banco, es la base de su nulidad. Podrás reclamar.

¿Pueden reclamarse los gastos de una segunda vivienda?

Si, los puedes reclamar, no influye en nada si es vivienda o segunda residencia.

¿Qué gastos puedo reclamar?

En este momento pueden reclamarse estos gastos:

Notaría

Registro

Gestoría

Tasación

En diferentes porcentajes, según la ciudad en la que vivas.

¿Cómo empiezo a reclamar?

Recomendamos empezar con la carta de reclamación extrajudicial dirigida al Servicio de Atención al Cliente.

¿Influye si compré la casa como inversión?

No es un factor que influya en este tipo de reclamación.

Mi banco no me devuelve los gastos, ¿qué hago?

Siendo que lo has intentado extrajudicialmente y que tienes las pruebas de que pagaste esos gastos, esto es, las facturas y la escritura, solo te queda la vía judicial.

Contacta conmigo y prepararemos la demanda para el juzgado.

Las situaciones en las que se han pagado los gastos de hipoteca cuando era el banco el que debía hacerlo pueden ser muy diferentes, en nuestra web tienes la información y las herramientas necesarias para reclamarlos a tu entidad, si te queda alguna duda, siempre puedes dejarme un comentario.

Modelo para Reclamar Gastos de Hipoteca

Os dejamos un modelo para reclamar los gastos de hipoteca a cualquier entidad (BBVA, Ibercaja, Caixa, Santander, Sabadell, Banco Popular, etc)

Solo tenéis que rellenarlo con vuestros datos y acudir a que os sellen dos copias a vuestra entidad, o enviarlo por mail o carta certificada al SAC de vuestro banco.

Disponen de dos meses para contestaros, si la respuesta es negativa y queréis acudir a la vía judicial para recuperar el dinero de los gastos de hipoteca,

podéis contactar con nosotros, ofrecemos las mejores condiciones con nulo riesgo para vosotros.

modelo-para-reclamar-gastos-de-hipoteca


En [Ciudad en la que resides], a ** de ** de 201*

Al Servicio de Atención al cliente del BANCO (poner nombre del banco)

OFICINA/SUCURSAL Nº: XXXX

Don ****, con DNI XXXXXXXXXXX y domicilio a efectos de notificaciones en *****, siendo cliente de esta entidad Y (repetir esto si hay más de un titular)

DIGO:

Que soy titular de un préstamo con garantía hipotecaria suscrito con su entidad en fecha *****, bajo el número de protocolo **** ante el Sr./Sra. Notario D. ***, por importe de ******* y mediante el que se constituyó hipoteca sobre la vivienda sita en ****.

Que dado que en la citada escritura de préstamo hipotecario su entidad financiera incluyó una cláusula que me obligaba a asumir todos los gastos de formalización de la escritura de préstamo hipotecario. (Cláusula ****) que se adjunta a la presente reclamación mediante copia de la escritura de préstamo hipotecario (Doc. nº 1) más las copias de las facturas (Docs. nº X, Y, Z…)

Formulo la presente reclamación ya que la misma ha sido declarada nula de pleno derecho por el Tribunal Supremo en Sentencia nº 705/2015 de 23 de diciembre.

Que, a la vista, de que el contenido de la cláusula de gastos de formalización, es prácticamente idéntica a las que ha se han discutido en la citada sentencia del Tribunal Supremo, y que, finalmente, han sido declaradas nulas

SOLICITO

1.- Que se cumpla con lo dispuesto en la sentencia del Tribunal Supremo de 23 de diciembre de 2015, reconociendo la entidad bancaria prestamista la abusividad de la cláusula de imputación al cliente consumidor de los gastos de constitución de la hipoteca.

2.- Que se ingresen por la entidad bancaria las cantidades satisfechas para la constitución de la hipoteca por el cliente, siendo gastos que redundaron en beneficio de la entidad bancaria y que le fueron imputados en base a una cláusula nula y sin efecto, más los intereses, calculados según la ley, que las cantidades hayan generado desde su abono.

(Incluir si se desea el importe exacto que se reclama:

Norario: X €

Gestoría: X €

Tasación: X € )

3.- Que se eliminen de mi contrato todas aquellas cláusulas consideradas nulas o abusivas por la Jurisprudencia, tales como: interés de demora, vencimiento anticipado, posiciones deudores, etc.

4.- Que en caso de no ser solucionada esta reclamación por el departamento al que me dirijo, se remita al Defensor del Cliente de la entidad para su valoración y, en caso de no ser atendida, sea remitida al Banco de España.

Sirva la presente para manifestar mi interés por llegar a un acuerdo sin necesidad de tener que iniciar un proceso judicial, hecho este que sin duda no beneficiaría a ninguna de las partes.

En cualquier caso, esta parte se reserva su derecho a cuantas acciones civiles y administrativas considere oportunas para la defensa de sus legítimos intereses, para la impugnación del resto de condiciones y cláusulas de contratación que se estiman abusivas en el contrato del presente préstamo hipotecario o por cualquier otra causa, con solicitud y resarcimiento de los daños y perjuicios causados a la misma.

Quedo a la espera de su contestación, tanto en sentido positivo como negativo, en base a la Orden ECO/734/2004, de 11 de marzo.

Sin otro particular, les saludo atentamente.

En lugar y fecha ut supra